Avisar de contenido inadecuado

Poseedores de Hebrón

{
}

Cuando el pueblo de Israel fue liberado de Egipto anduvo días en el desierto, pero al llegar a un lugar llamado Cades-barnea desde donde se podía ver la tierra prometida, el pueblo de Israel decidió enviar espías para “reconocer la tierra”. Realmente esa actitud era una falta de fe por no creer lo que Dios había prometido de poseer la tierra, sin embargo Dios permitió que se enviaran espías. Dentro de ese grupo de espías destacaban Josué y Caleb. De Caleb no tenemos un libro en la biblia, no viene ni siquiera su biografía, Caleb fue un personaje  del que no se sabía mucho hasta que se le dio la designación de ir y reconocer la tierra en el capítulo 13 del libro de Números.

 

Caleb significa “audaz, sagaz” y tiene como características de personalidad su fidelidad, optimismo y valentía. Era príncipe de la tribu de Juda y padeció 40 años por el pecado de la gran mayoría de los hijos de Israel. Estuvo a punto de morir apedreado por el pueblo por dar un informe positivo y declarar y confirmar que efectivamente fluía leche y miel de la tierra de Canaan. Se le acuso de declarar: “Subamos luego, y tomemos posesión de ella; porque más podremos nosotros que ellos”.

 

Del que luego Dios diría:

“Pero a mi siervo Caleb, por cuanto hubo en él otro espíritu, y decidió ir en pos de mí, yo le meteré en la tierra donde entró, y su descendencia la tendrá en posesión”.

 

Dios permita que tu vida se identifique en alguna de estas etapas de la vida de Caleb. Yo oro para que así como Caleb a la edad de 85 años, todavía con fortaleza, con gran fe y optimismo dijo:

"Ahora bien, Jehová me ha hecho vivir, como él dijo, estos cuarenta y cinco años, desde el tiempo que Jehová habló estas palabras a Moisés, cuando Israel andaba por el desierto; y ahora, he aquí, hoy soy de edad de ochenta y cinco años.   Todavía estoy tan fuerte como el día que Moisés me envió; cual era mi fuerza entonces, tal es ahora mi fuerza para la guerra, y para salir y para entrar.    Dame, pues, ahora este monte, del cual habló Jehová aquel día; porque tú oíste en aquel día que los anaceos están allí, y que hay ciudades grandes y fortificadas. Quizá Jehová estará conmigo, y los echaré, como Jehová ha dicho".

 

ORACION:  Señor,  “Danos el espíritu de Caleb, de sagaz, de audaz, de heredero, de fiel, que nunca olvidemos tus promesas, permítenos caminar en el pacto que tú hiciste con Abraham tu hijo, que podamos caminar en comunión, en amistad, en una confianza como la tenía Caleb.

 

I -La vida de Caleb nos enseña como poseer las promesas  del Señor: (40 años)

Tal vez tú te has sentido alguna vez solo, porque nadie piensa como tú. ¿Tal vez estas frente de unos gigantes que tienen lo que te pertenece y Dios te ha prometido?, tal vez tú dices “. ¿Cuándo vas a hacer algo Señor con mi vida?. Tal vez tú has sido víctima de las circunstancias, de la sociedad, de tu familia, de sus costumbres, temores, de una mala manera de vivir. Caleb vivió 40 años en el anonimato de Egipto y gran parte de los 45 años en el desierto, víctima de la amargura, la murmuración y la obstinación de un pueblo duro de corazón.

 

POR FAVOR LEE NUMEROS CAPITULO 13

 

Es interesante ver dos puntos de vista totalmente opuestos, 10 espías ven gigantes que no se pueden vencer y 2 espías ven gigantes que si se pueden vencer. Caleb enfocado en la promesa de poseer la tierra y confiado en la fuerza que Dios le dará para poseer la tierra. El resto enfocado en los gigantes (Anac significa gigante).  

 

Caleb se pudo haber amargado y contagiado por la gran mayoría o adaptarse a ver las cosas como los demás. ¿Con quién te identificas? ¿Cuál es tu problema gigante? ¿Cuál es tu gigante en este momento? ¿Vives de los reportes de los demás? ¿Decides creer lo que los demás ven? ¿tu mismo has visto y ahora declaras que esos gigantes no se pueden echar fuera? ¿Tal vez tú te has visto como langosta o te han dicho que pareces langosta?,! Que tu no puedes y que no vas poder!, ¡que no vas a poseer la tierra prometida!, ¡no vas a poder entrar en la promesa de Dios!.

 

Quiero que pienses en las promesas que Dios te ha dado en su palabra, tal vez en alguna profecía personal, tal vez en tu comunión con Dios él te ha hablado, tal vez dudas por que inclusive el pueblo de Dios habla diferente. El mismo pueblo de Dios habla contra el mismo pueblo de Dios, te has amargado, pensando que antes estabas mejor. ¿Cómo ves el futuro de lo que Dios te ha prometido? Caleb vivió la liberación poderosa del mar rojo, las plagas de Egipto, los milagros en el desierto… los mismos milagros que la misma gente había visto…  ¡¡¡exactamente los mismos milagros!!!. Así como Caleb que significa audaz, sagaz, valiente… ¿decides tu seguir creyendo? ¿Seguir fiel a Dios hasta poseer los sueños, las promesas que el Señor te ha dado? ¿Podrás decir tu como Caleb…?:  “Subamos luego, y tomemos posesión de ella; porque más podremos nosotros que ellos.”

 

II Caleb decide continuar hasta poseer su heredad a sus 85 años

 

POR FAVOR LEE NUMEROS CAPITULO 14:

Pero a mi siervo Caleb, por cuanto hubo en él otro espíritu, y decidió ir en pos de mí, yo le meteré en la tierra donde entró, y su descendencia la tendrá en posesión. Números 14:24

 

Que tremendo debió ser vivir en medio de un pueblo pervertido y obstinado, pero ya hemos leído el resultado del pecado y falta de fe de los hijos de Israel. Ellos recibieron lo que declararon con sus bocas!!! … ¿no es lo mismo que vivimos hoy en día en esta sociedad? ¿Acaso los gigantes se acabaron? ¿Acaso no hay una tierra y una heredad que poseer?.

Quiera Dios que tu tengas el espíritu de Caleb de ir en pos de Dios, en pos de la promesa, en pos de tu profecía, en pos de tu promesa personal, en pos de tu sueño, en pos de lo que Dios te ha prometido a ti en tu relación personal con El.

 

¡¡¡ Mira qué gran ejemplo el de Caleb a sus 85 años!!!.

 

Después de ser espía pasan 45 años de su vida y siendo ya de 85 años, se encuentra Josué repartiendo la tierra prometida, y  ¿adivina quién fue el primero que se presento delante de Josué?

 

Caleb recibe Hebrón

 "Y los hijos de Judá vinieron a Josué en Gilgal; y Caleb, hijo de Jefone cenezeo, le dijo: Tú sabes lo que Jehová dijo a Moisés, varón de Dios, en Cades-barnea, tocante a mí y a ti. Yo era de edad de cuarenta años cuando Moisés siervo de Jehová me envió de Cades-barnea a reconocer la tierra; y yo le traje noticias como lo sentía en mi corazón.   Y mis hermanos, los que habían subido conmigo, hicieron desfallecer el corazón del pueblo; pero yo cumplí siguiendo a Jehová mi Dios.   Entonces Moisés juró diciendo: Ciertamente la tierra que holló tu pie será para ti, y para tus hijos en herencia perpetua, por cuanto cumpliste siguiendo a Jehová mi Dios. Ahora bien, Jehová me ha hecho vivir, como él dijo, estos cuarenta y cinco años, desde el tiempo que Jehová habló estas palabras a Moisés, cuando Israel andaba por el desierto; y ahora, he aquí, hoy soy de edad de ochenta y cinco años.  Todavía estoy tan fuerte como el día que Moisés me envió; cual era mi fuerza entonces, tal es ahora mi fuerza para la guerra, y para salir y para entrar.  Dame, pues, ahora este monte, del cual habló Jehová aquel día; porque tú oíste en aquel día que los anaceos están allí, y que hay ciudades grandes y fortificadas. Quizá Jehová estará conmigo, y los echaré, como Jehová ha dicho.   Josué entonces le bendijo, y dio a Caleb hijo de Jefone a Hebrón por heredad.   Por tanto, Hebrón vino a ser heredad de Caleb hijo de Jefone cenezeo, hasta hoy, por cuanto había seguido cumplidamente a Jehová Dios de Israel.   Mas el nombre de Hebrón fue antes Quiriat-arba; porque Arba fue un hombre grande entre los anaceos. Y la tierra descansó de la guerra". Josue 14:6-15

   

Es curioso ver como a través de todo este viaje desde Egipto, a través del desierto y para llegar a la tierra prometida, vemos muchos comportamientos de los hijos de Israel. Vemos los que nunca entraron, porque murieron en el desierto... no pudieron entender el motivo, ni se doblegaron ante Dios, vemos los que despreciaron la promesa.

 

 ¡ ¡Despreciaron la promesa!!.

 

Vemos que otros decidieron quedarse fuera de Canaán, 2 tribus y media eligieron quedarse afuera por que les parecía más atractiva la tierra de afuera y despreciaron la tierra prometida también, escogieron cierta parte de la promesa. La gran mayoría de los que entraron recibieron la repartición de la tierra por sorteo... es decir: a ver que les tocaba… se les repartió… por suertes.. Pero Caleb tuvo el mismo espíritu que tenía desde hace 45 años cuando regreso de inspeccionar la tierra. Todavía sentía la fortaleza de un audaz, de un sagaz, de un victorioso, optimista, fiel y valiente. El quería cumplir y ver cumplida la palabra de Dios tal y como Dios lo había dicho: “El quería ver el cumplimiento fiel de lo que Dios había prometido”. El quiso cumplir al 100% lo que Dios había prometido, a sus 85 años todavía quería sacar a los gigantes de Anac. ¿No te parece sorprendente?

 

 Caleb conquista Hebrón y Debir (Jue. 1.10-15)

 

 "Mas a Caleb hijo de Jefone dio su parte entre los hijos de Judá, conforme al mandamiento de Jehová a Josué; la ciudad de Quiriat-arba padre de Anac, que es Hebrón.  Y Caleb echó de allí a los tres hijos de Anac, a Sesai, Ahimán y Talmai, hijos de Anac. De aquí subió contra los que moraban en Debir; y el nombre de Debir era antes Quiriat-sefer.  Y dijo Caleb: Al que atacare a Quiriat-sefer, y la tomare, yo le daré mi hija Acsa por mujer.   Y la tomó Otoniel, hijo de Cenaz hermano de Caleb; y él le dio su hija Acsa por mujer". Josue 15: 13-17

   

Ahora vea como los hijos en el caso los de Caleb siguen la bendición que Dios a prometido.

"Y aconteció que cuando la llevaba, él la persuadió que pidiese a su padre tierras para labrar. Ella entonces se bajó del asno. Y Caleb le dijo: ¿Qué tienes?   Y ella respondió: Concédeme un don; puesto que me has dado tierra del Neguev, dame también fuentes de aguas. El entonces le dio las fuentes de arriba, y las de abajo".

Es por eso que Dios quiere que tomes la actitud de Caleb, cuando tienes el espíritu de Caleb de ir en pos de Dios, de audaz, astuto… Tus hijos reciben esa herencia de carácter, de actitud.     

 

Conclusión:

 Yo no sé cómo te encuentres tú hoy, en que etapa de tu vida te relacionas con Caleb o que impacto tengas de la vida de Caleb, o ¿cómo estás viendo la vida cristiana hoy en día?

Espero en Dios que Caleb sea un ejemplo para ti para seguir, con ese espíritu que pueda ser hallado por Dios y que él diga de ti:

 

“Pero a mi siervo ___________ (pon tu nombre aqui), por cuanto hubo en él otro espíritu, y decidió ir en pos de mí, yo le meteré en la tierra donde entró, y su descendencia la tendrá en posesión”.

 

Tal vez estas a punto de tomar posesión de una bendición. Tal vez has estado esperando esa bendición por muchos años, esta lección de vida que nos da Caleb con ese espíritu audaz, de fidelidad y valentía, nos demuestra como Dios es fiel y cumple sus promesas si nosotros permanecemos fieles y decidimos ser valientes y audaces. Durante esos 45 años Caleb se mantuvo en la promesa, la mantuvo en su corazón:

 

“yo le meteré en la tierra donde entró, y su descendencia la tendrá en posesión” y Moises dijo de El “Ciertamente la tierra que holló tu pie será para ti, y para tus hijos en herencia perpetua, por cuanto cumpliste siguiendo a Jehová mi Dios.”

 

Cuantas veces nosotros claudicamos y nos desesperamos o desilusionamos porque nada pasa, pero que importante es mantenerse fijo en la promesa que Dios ha dado. ¿Cuál ha sido tu promesa? Hebrón significa “Alianza, comunión, pacto”, Caleb caminaba en alianza y comunión con Dios, el no solo era un espectador desde afuera, o espero su suerte por sorteo para ver que le tocaba. El caminaba en alianza conociendo cada aspecto de lo que Dios había prometido, conociendo su palabra, conociendo el pacto de Dios con sus hijos. Dios permita que estemos dispuestos a vivir el pacto de Dios:

 

Juan 15:7-8 también nos habla: Si permanecéis en mí, y mis palabras permanecen en vosotros, pedid todo lo que queréis, y os será hecho. En esto es glorificado mi Padre, en que llevéis mucho fruto, y seáis así mis discípulos.

 

Salmos 2: 7-8 dice: Yo publicaré el decreto; Jehová me ha dicho: Mi hijo eres tú; Yo te engendré hoy. Pídeme, y te daré por herencia las naciones, Y como posesión tuya los confines de la tierra.

Caleb pidió basado en la promesa de Dios y a lo único que hizo referencia fue su fidelidad, no a sus meritos, a sus batallas, o su aguante de los demás: el no dijo “es que yo he esperado 45 años por culpa de este pueblo de dura cerviz”. NO!!! No!!!, el dijo  “pero yo cumplí siguiendo a Jehová mi Dios.” Y Dios te dice HOY:  “yo te meteré en la tierra donde entraste, y tu descendencia la tendrá en posesión”

 

“Ciertamente la tierra que holló tu pie será para ti, y para tus hijos en herencia perpetua, por cuanto cumpliste siguiendo a Jehová mi Dios.”

 

Ciertamente la promesa que tu escuchas de mi boca es fiel y verdadera y yo te daré tu parte!~

 

Quiera Dios que desarrollemos un carácter de poseedores de Hebrón (Poseedores del Pacto, la alianza con Dios), poseedores del pacto, de sus promesas; que caminemos en una alianza, que caminemos en una comunión con Dios. No de conformistas, ni espectadores, si no de una confianza viva…  ¡Por que servimos al Dios vivo, al Dios de Pactos!.

Que Dios te bendiga y sigue adelante, que nuestra fe no es en vano!!  

Escrito por

Abdiel Salas

AbdielSalas@live.com

 

"SUBSCRIPCION POR CORREO ELECTRONICO"

¿DESEAS RECIBIR ESTOS MENSAJES POR TU CORREO? SUBSCRIBETE YA!

Enter your email address / Envianos tu correo electronico:

Delivered by FeedBurner

 

"SUBSCRIPCION POR CORREO ELECTRONICO" ¿DESEAS RECIBIR ESTOS MENSAJES POR TU CORREO? SUBSCRIBETE YA!

 Subscribe to Blog Cristiano de Abdiel Salas by Email

 

Blog Cristiano de Abdiel Salas

? Grab this Headline Animator

 

 

 

{
}
{
}

Comentarios Poseedores de Hebrón

Ante todo gracias Señor my Dios y los siervos que tu husas por ir sacando la benda de mis ojos para entender mas la grandesa de nuestro señor Jesucristo,Hebròn es un lugar sorprende que significa: ALINAZA, COMUNION Y PACTO tres palabras enlazadas entre si que me cautivaron y me anima a seguir a nuestro DIOS (Jesucristo)y si EL me lo permitiera llegar a conoser ese lugar santo,besar esa tierra y sentirme orgulloso de estar pizando una tierra prometida.que Dios siga bendisiendo esa tierra y sus desendientes, amen y amen.
argemis argemis 16/02/2011 a las 23:19
Gracias hermano Dios te conseda los deseos de tu corazon!!

Bendiciones!
Exelente trabajo hno abdiel , creo que como varones tenemos una gran responsabilidad para con nuestros hijos , familia y tambien para con la iglesia de CRISTO, puesto que somos los llamados a tomar desiciones tal como lo hizo Caleb, Dios nos fortalezca  a todos los creyentes y sobretodo a UD para llegar hasta la tierra prometida, esa Jerusalen celestial, mientras llega ese tiempo permitame bendecirlo y rogar al Dios  de toda misericordia le siga bendiciendo una y mil veces...Atte Hno Gunder ( programa radial "DIRECTO AL CORAZON"  Iquique--Chile
Gunder Iribarren T Gunder Iribarren T 05/09/2011 a las 07:26
Gracias mi Hno. Gunder;


Es un honor recibir estas bendiciones y estos comentarios, las recibo en el nombre de Jesus. Siga adelante con esa labor de bendecir al pueblo de Dios por medio de la radio.

Oremos los unos por los otros, que Dios aumente nuestras fuerzas para seguir adelante.

Bendiciones!

Abdiel
Estaba buscando el significado de Hebrón, porque fue la orden que recibiò David en su primer ascenso al reinado. Y por medio suyo el Señór amplía mi conocimiento aquí. Quiera Dios bendecirle y le dote de salud y fuerzas como las de Caleb.
Marco Antonio Marco Antonio 09/12/2012 a las 18:52
Gracias mi hermano igualmente sigamos adelante.
Wow realmente hermosa la historia de Caleb, es increible el ejemplo que da para aquellos que han tenido promesas de Dios para sus vidas y han pasado los años, quizás ha llegado la vejez y no se han materializado dichas procesas, esto muchas veces por nuestro propio pecado, falta de credulidad, y retrasamos NOSOTROS MISMOS estas promesas, es más hay algunos que ni siquiera las alcanzan. Pero Caleb creyó en sus promesas, y a traves de él se demuestra la fidelidad de Dios, quién cumplió lo que habría de darle a los 85 años de edad.
Simplemente hermoso el tema, bendiciones hermano desde Chile.
Daniel.
Daniel Daniel 17/02/2013 a las 20:48

Deja tu comentario Poseedores de Hebrón

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar de usuario Tu nombre

Los comentarios de este blog están moderados. Es posible que éstos no se publiquen hasta que hayan sido aprobados por el autor del blog.