Avisar de contenido inadecuado

Hay pecados y hay malas decisiones:

{
}

 

¿Pero como diferenciar las malas decisiones de los pecados? Cuando yo era niño aprendí las cosas que eran buenas, es decir que cosas eran malas y que cosas eran pecado. Muchas de esas cosas han cambiado ahora que soy adulto. Ahora puedo decir que mis padres me protegieron al inculcarme cosas que no eran pecado pero eran malas decisiones. Ahora veo como estas me han salvado y me han protegido de tener una mala vida o me han librado de malas consecuencias que se lamentan por muchos años. Doy gracias a Dios por la vida de mis padres que a lo largo de mi vida sus consejos me han protegido!!!.

“Todas las cosas me son lícitas, mas no todas convienen; todas las cosas me son lícitas, mas yo no me dejaré dominar de ninguna”. 1 Cor 6:12

 Este pasaje en manos de una mente débil, de una mente inmadura puede ser muy peligroso. No por eso está equivocado. Una traducción más cerca del original dice:

Ustedes dicen: "¿Para mí todo es permitido?" Quizás, pero no todo es de provecho."¿Para mí todo es permitido?" Quizás, en lo que se refiere a mí, no voy a dejar que nada me controle. 1 Cor 6:12

Ahora bien no quiero que te equivoques, la biblia dice que hay cosas que son pecado y por naturaleza, al practicar tales pecados eso nos separa de la gloria de Dios y de sus bendiciones. Inmediatamente, no hay vuelta de hoja.

“¿No sabéis que los injustos no heredarán el reino de Dios? No erréis; ni los fornicarios, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los afeminados, ni los que se echan con varones,  ni los ladrones, ni los avaros, ni los borrachos, ni los maldicientes, ni los estafadores, heredarán el reino de Dios”. 1 Cor 6:9-10 

Y manifiestas son las obras de la carne, que son: adulterio, fornicación, inmundicia, lascivia, idolatría, hechicerías, enemistades, pleitos, celos, iras, contiendas, disensiones, herejías, envidias, homicidios, borracheras, orgías, y cosas semejantes a estas; acerca de las cuales os amonesto, como ya os lo he dicho antes, que los que practican tales cosas no heredarán el reino de Dios”. Gálatas 5:19-21

Como cristiano de muchos años te puedo decir que hay cosas que yo ahora conozco que no son pecado y yo muchas veces creí que era pecado por ignorancia. Pero muchas de esas cosas al no practicarlas me estaban protegiendo para no caer en cosas peores.

Definitivamente que hay malas decisiones que no son pecado, pero son la antesala para el pecado. Son de las cosas que te quiero hablar y te quiero proteger de cometer esos errores que te pueden llevar a una vida que arrastre consecuencias toda la vida, por no haber tomado una decisión correcta.

“Así halló José gracia en sus ojos, y le servía; y él le hizo mayordomo de su casa y entregó en su poder todo lo que tenía. Y aconteció que desde cuando le dio el encargo de su casa y de todo lo que tenía, Jehová bendijo la casa del egipcio a causa de José, y la bendición de Jehová estaba sobre todo lo que tenía, así en casa como en el campo. Y dejó todo lo que tenía en mano de José, y con él no se preocupaba de cosa alguna sino del pan que comía. Y era José de hermoso semblante y bella presencia. Aconteció después de esto, que la mujer de su amo puso sus ojos en José, y dijo: Duerme conmigo.  Y él no quiso, y dijo a la mujer de su amo: He aquí que mi señor no se preocupa conmigo de lo que hay en casa, y ha puesto en mi mano todo lo que tiene.  No hay otro mayor que yo en esta casa, y ninguna cosa me ha reservado sino a ti, por cuanto tú eres su mujer; ¿cómo, pues, haría yo este grande mal, y pecaría contra Dios? Hablando ella a José cada día, y no escuchándola él para acostarse al lado de ella, para estar con ella, aconteció que entró él un día en casa para hacer su oficio, y no había nadie de los de casa allí.  Y ella lo asió por su ropa, diciendo: Duerme conmigo. Entonces él dejó su ropa en las manos de ella, y huyó y salió.  Cuando vio ella que le había dejado su ropa en sus manos, y había huido fuera,  llamó a los de casa, y les habló diciendo: Mirad, nos ha traído un hebreo para que hiciese burla de nosotros. Vino él a mí para dormir conmigo, y yo di grandes voces;  y viendo que yo alzaba la voz y gritaba, dejó junto a mí su ropa, y huyó y salió.  Y ella puso junto a sí la ropa de José, hasta que vino su señor a su casa.  Entonces le habló ella las mismas palabras, diciendo: El siervo hebreo que nos trajiste, vino a mí para deshonrarme. Y cuando yo alcé mi voz y grité, él dejó su ropa junto a mí y huyó fuera. Y sucedió que cuando oyó el amo de José las palabras que su mujer le hablaba, diciendo: Así me ha tratado tu siervo, se encendió su furor.  Y tomó su amo a José, y lo puso en la cárcel, donde estaban los presos del rey, y estuvo allí en la cárcel.  Génesis 39:4-20

Que historia tan llena de injusticia, en un instante cambio la vida de Jose por una injusticia. Después de estar en eminencia y muy en alto, paso en un instante a una vida miserable en la cárcel. Todos sabemos que al final Dios le hizo justicia a Jose y además lo prosperó aun en un grado mayor. Pero quiero que pienses en esos momentos donde Jose estuvo.

Jose estaba en una situación muy peligrosa, porque esta mujer lo acosaba cada día. El día que sucedió la tragedia solo fue la culminación de ese episodio. Jose ya sabía que el ambiente era un poco difícil en casa de Potifar. La insistencia de la mujer era cada día más y no se daba por vencida.

Ahora bien yo me imagino a esta bella dama, una dama muy elegante y de hermoso parecer, Jose por otro lado era de hermoso semblante dice la biblia. Muchas condiciones ya estaban para que se realizara el pecado. Pero en la antesala del pecado estaban las decisiones que Jose tomaba cada día. Y aquí es donde yo quiero que no te pierdas.

Tu y yo muchas veces estamos en la antesala del pecado, están las condiciones dadas. Todo está listo, es cuestión de tiempo y de decisiones. Una mala decisión puede llevar a un pecado y a otro, a una cadena de pecados. En el caso de Jose, el disidió correr, huir del pecado. Fue víctima de infamias pero al final Dios torno su fidelidad en bendición. Una bendición incomparable con el mal que le había venido.

Cuantas veces tu y yo hemos estado en situaciones que son muy peligrosas, y podemos ver que hay un milímetro para que se realice el pecado. Son segundos muy importantes en la vida. Una mala decisión puede costar un precio muy elevado. La factura llegará.

“No os engañéis; Dios no puede ser burlado: pues todo lo que el hombre sembrare, eso también segará”. Gálatas 6:7

Si tú eres débil, si eres de un carácter que cedes fácilmente al pecado. Aléjate de ese ambiente. No te engañes a ti mismo. No puedes dominar esos instintos. Trabaja hacia esos instintos, cambia el ambiente en el que te desenvuelves. Basta un segundo para que caigas, para que pases de un estado a otro peor.

“Mas todas las cosas, cuando son puestas en evidencia por la luz, son hechas manifiestas; porque la luz es lo que manifiesta todo”. Efe 5:13

He visto muchos malos ejemplos, de gente que hace cosas a escondidas y pretende ser un buen hijo de Dios. No nos engañemos, Dios no puede ser burlado, tarde o temprano esas malas decisiones van a dar su fruto. Pablo decía, no voy a dejar que nada me controle. Y repite su expresión:

“Todo me es lícito, pero no todo conviene; todo me es lícito, pero no todo edifica”. 1 Cor 10:23

Dios te perdona y tu bien lo sabes que lo hace, pero las consecuencias de una mala decisión siguen las leyes naturales de la “siembra y la cosecha”. Una mala decisión trae malas consecuencias.

“Mas estas cosas sucedieron como ejemplos para nosotros, para que no codiciemos cosas malas, como ellos codiciaron.  Ni seáis idólatras, como algunos de ellos, según está escrito: Se sentó el pueblo a comer y a beber, y se levantó a jugar. Ni forniquemos, como algunos de ellos fornicaron, y cayeron en un día veintitrés mil.  Ni tentemos al Señor, como también algunos de ellos le tentaron, y perecieron por las serpientes.  Ni murmuréis, como algunos de ellos murmuraron, y perecieron por el destructor. Y estas cosas les acontecieron como ejemplo, y están escritas para amonestarnos a nosotros, a quienes han alcanzado los fines de los siglos.  Así que, el que piensa estar firme, mire que no caiga. 1 Cor 10:6-12.

  

Divertirnos no es pecado, ¿pero cómo nos divertimos? Estar alegres y celebrar no es pecado. Cuantas veces un ambiente de diversión no ha sido la antesala de un pecado y después algo mayor. No te equivoques no estoy diciendo que divertirse sea malo. Jose estaba haciendo algo bueno, estaba trabajando. Divertirse no es malo. Pero tengo que estar consciente de que hay ambientes peligrosos que debo evitar y estar muy consciente de que una mala decisión en un instante puede llevarme a la ruina.

La biblia dice claramente que “perecieron por el destructor”, se hizo un buen ambiente en el pueblo de fiesta, pero no todos se cuidaron de no caer en pecados mortales, y perecieron por el destructor.

Mi amigo, Dios quiere bendecirte pero no va a bajar y ponerte en una burbuja donde nadie te toque o tú no puedas interactuar con los que practican la maldad. Dios no quiere eso. Dios quiere que tú te conozcas y te hagas cargo de tu vida. Que tomes buenas decisiones. Que te diviertas y tengas buenas amistades con los incrédulos. Pero que te hagas cargo de tus decisiones. Que no te dejes controlar y arrastrar por lo que te llevará a la destrucción.

“Porque este mandamiento que yo te ordeno hoy no es demasiado difícil para ti, ni está lejos. No está en el cielo, para que digas: ¿Quién subirá por nosotros al cielo, y nos lo traerá y nos lo hará oír para que lo cumplamos? Ni está al otro lado del mar, para que digas: ¿Quién pasará por nosotros el mar, para que nos lo traiga y nos lo haga oír, a fin de que lo cumplamos? Porque muy cerca de ti está la palabra, en tu boca y en tu corazón, para que la cumplas. Mira, yo he puesto delante de ti hoy la vida y el bien, la muerte y el mal. Deut 30:11-15

 Las buenas decisiones y las malas decisiones empiezan en tu boca y en tu corazón. No son inalcanzables están en tus manos, Dios te ha dado el poder de elegir y decidir, úsalo para bien. Empiezan por tu boca y se afirman en el corazón las buenas decisiones. YO NO ME DEJARE DOMINAR! YO NO ME DEJARE DOMINAR! YO NO ME DEJARE DOMINAR! NO TODO CONVIENE! NO TODO EDIFICA! NO ME DEJARE CONTAMINAR!! NO ME DEJARE CONTAMINAR!! NO DEJARE QUE EL PECADO ARRUINE MI VIDA!!!. Estas son buenas decisiones.

“A los cielos y a la tierra llamo por testigos hoy contra vosotros, que os he puesto delante la vida y la muerte, la bendición y la maldición; escoge, pues, la vida, para que vivas tú y tu descendencia; amando a Jehová tu Dios, atendiendo a su voz, y siguiéndole a él; porque él es vida para ti, y prolongación de tus días; a fin de que habites sobre la tierra que juró Jehová a tus padres, Abraham, Isaac y Jacob, que les había de dar”. Deut 30:11-15

Cuídate de las malas decisiones!!!. Dios te bendiga y te ayude a tomar buenas decisiones siempre, amándole, buscándole, escuchando su voz cada día. Bendiciones de lo alto.

Escríbeme abdielsalas@live.com

{
}
{
}

Comentarios Hay pecados y hay malas decisiones:

FELICIDADES MUY BUENA REFLEXION , DIOS LOS BENDIGA.
RENE ARRIOLA  C. RENE ARRIOLA C. 28/02/2012 a las 22:49

Deja tu comentario Hay pecados y hay malas decisiones:

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre

Los comentarios de este blog están moderados. Es posible que éstos no se publiquen hasta que hayan sido aprobados por el autor del blog.