Avisar de contenido inadecuado

Amor inagotable de Dios

{
}

  TAGS:undefined

"Pues la ley fue dada por medio de Moisés, pero el amor inagotable de Dios y su fidelidad vinieron por medio de Jesucristo". Juan 1:17

 

                Dios en su infinita misericordia nos recuerda su amor, y es a cada momento que Dios quiere que escuches su voz de amor. Pero es difícil experimentar el amor de Dios cuando nuestra mente es esclava del dolor y del sufrimiento. Cuando nuestra mente está enfocada en cumplir con los requisitos de la vida, las demandas de la gente que nos rodea, religión y sociedad. Dios en su palabra promete:

 

"Pónganse mi yugo. Déjenme enseñarles, porque yo soy humilde y tierno de corazón, y encontrarán descanso para el alma". Mateo 11:29

 

Cuando Jesús dijo esto estaba enseñándole a la multitud que él era Jesús el Mesías prometido, aquel que iba a liberarlos, pero la gente no quería aceptar a este Jesús. Anteponían sus ideas a entender y abrir sus mentes respecto de quien era este Jesús. Aun Juan el Bautista le mando a preguntar:

 

—¿Eres tú el Mesías a quien hemos esperado o debemos seguir buscando a otro? Juan 11:3

 

Me impresionan las palabras de Jesús que a pesar de ser nosotros los que necesitamos aprender de él, él se pone de ejemplo y dice: "Porque yo soy humilde y tierno de corazón". ¿Alguna vez te has encontrado buscando algo o a alguien y resulta que esta en frente a ti?. Eso pasaba en esa época, tenían a Jesús frente a ellos y no le reconocían. Querían al Mesías pero no reconocían que el Mesías estaba con ellos. No era cosa fácil de entender, pero ellos no cooperaban su problema mayor era la incredulidad. Y en esa misma ocasión Jesús dice esto:

 

"En esa ocasión, Jesús hizo la siguiente oración: «Oh Padre, Señor del cielo y de la tierra, gracias por esconder estas cosas de los QUE SE CREEN SABIOS E INTELIGENTES, y por revelárselas a los que son como niños. Sí, Padre, ¡te agradó hacerlo de esa manera!. Juan 11:25-26

 

I.- Sabios e inteligentes:

El impedimento más grande para ver su amor obrando a favor de nosotros (Su gracia y su verdad) es nuestra incredulidad. Anteponemos nuestra forma de ver las cosas a lo que Dios nos dice. Podemos creernos sabios e inteligentes pero delante de Dios ser unos ignorantes, arrogantes y orgullosos. Pero Jesús dijo, déjenme ensenarles...

 

"Pónganse mi yugo. Déjenme enseñarles, porque yo soy humilde y tierno de corazón, y encontrarán descanso para el alma". Mateo 11:29

 

                El yugo mas conocido es el yugo que se usa como una herramienta de agricultura, es un aparato que une, conecta, forza, y obliga a mantenerse así. El yugo obliga a trabajar y conocer al otro elemento o compañero(a). Entonces un yugo también significa mantenerte en unión con otra persona o cosa de manera espiritual. Entonces Jesús utiliza esta metáfora de yugo espiritual, es decir el yugo es invisible porque la conexión existe. Entonces ponernos el yugo de Jesús significa unirnos y trabajar con él, caminar con él, dejarnos enseñar y guiar. Ningún yugo es fácil al principio, normalmente en el yugo de agricultura se conectaba un buey experimentado con uno joven. Ambos tienen que ser mansos, uno para enseñar y el otro para aprender. Ponernos el yugo de Jesús es un yugo voluntario, pero Jesús es tan manso que nos podemos quitar ese yugo cuando así lo deseemos. Por eso es un yugo voluntario un yugo suave, un yugo tierno. Y la metáfora consiste en dejarnos enseñar confiando plenamente y voluntariamente en Jesús a manera de un yugo.    

 

"Pues la ley fue dada por medio de Moisés, pero el amor inagotable de Dios y su fidelidad vinieron por medio de Jesucristo". Juan 1:17

 

En el tiempo de Jesús la gente entendía muy bien la ley, pero la ley llego a ser un yugo pesado y duro por la soberbia de los hombres. Asi es toda creencia se llega a convertir en un yugo, es decir, debemos decidir en qué creer y una vez que aceptamos eso como un realidad se convierte en un yugo espiritual. Pero una vez tomada la decisión de creer en ese momento nos ponemos ese yugo. Así era la ley Mosaica, al creer se producía un yugo invisible es decir espiritual: seguir, cumplir y ser juzgados por la ley era aceptar ese yugo. Tal era el poder del yugo de la ley que la gente perdió su libertad, se alejaba cada vez mas del amor de Dios. Por eso Jesús predicaba:

"y conocerán la verdad, y la verdad los hará libres".  Juan 8:32

 

Pablo también recomienda a los cristianos:

 

"Por lo tanto, Cristo en verdad nos ha liberado. Ahora asegúrense de permanecer libres y no se esclavicen de nuevo a la ley". Gálatas 5:1

 

¿Qué diferencia hace creer en la ley de Moisés y creer en Jesús? ... Mucha. La ley sirvió de guia mientras Jesús no era revelado. Ese fue el diseño de Dios para el hombre. Veamos:   

 

"Pues la ley fue dada por medio de Moisés, pero el amor inagotable de Dios y su fidelidad vinieron por medio de Jesucristo". Juan 1:17

 

Veamos como lo explica Pablo:

 

"Dicho de otra manera, la ley fue nuestra tutora hasta que vino Cristo; nos protegió hasta que se nos declarara justos ante Dios por medio de la fe". Gálatas 3:24

 

Toda creencia fundamentada en la ley y no en la gracia y la verdad viene a ser un yugo de esclavitud.

  TAGS:undefined

II.- Ser como niños:

 

"Pues Dios hizo que Cristo, quien nunca pecó, fuera la ofrenda por nuestro pecado, para que nosotros pudiéramos estar en una relación correcta con Dios por medio de Cristo". 2 Corintios 5:21

 

La ley nos muestra que nuestro pecado merece la muerte y requiere un pago, pero la ley no es la solución. La ley es el tutor o maestro que nos lleva a creer en Cristo, ese es el propósito de la ley. Por eso en la ley Dios instituyó sacrificios de animales que lejos de ser un pago por nuestro pecado eran solo un recordatorio de la gravedad del pecado. Al mismo tiempo esos sacrificios eran un simbolismo del pago que Cristo realizaría por nosotros. Cristo murió como un pecador, pero Dios lo tomo como una ofrenda de nuestro pecado. Cristo se hizo pecado al morir como un pecador para que nosotros recibamos la justicia de Dios. El pecado nos condena y nos separa de Dios, pero Dios tomo el sacrificio de Jesús como un pago u ofrenda. Dios hizo esa ofrenda aceptable y la justicia que Cristo merecía pero no la recibió, ahora yo la recibo, ahora tú la recibes. Es por eso que yo puedo estar en una relación correcta delante de Dios. Es decir Dios acepto la justicia de Cristo, acepto que Cristo fue el pago de mi pecado y ahora estoy en una relación correcta delante de Dios. Gracias a ese sacrificio tenemos la justicia de Dios.

 

Un sistema religioso como lo llegó a ser la ley de Moisés, nunca puede limpiar los pecados, nunca puede alcanzar la libertad y nunca puede lograr la justicia delante de Dios para nosotros. Es difícil aceptar que Cristo es suficiente para lograr la justicia de Dios y colocarnos en una nueva posición delante de Dios. Es difícil aceptar que en Cristo yo no soy culpable de pecado y ahora soy libre por siempre y para siempre. Por eso necesitamos ser niños y olvidarnos de la mentalidad de Moisés. Moisés cumplió ya su propósito y nos mostró que la ley no es suficiente. Nos mostro que somos pecadores y necesitamos un libertador.

 

"Pues la ley fue dada por medio de Moisés, pero el amor inagotable de Dios y su fidelidad vinieron por medio de Jesucristo". Juan 1:17

Nota el contraste:

"Pues la ley fue dada por medio de Moisés, PERO el amor inagotable de Dios y su fidelidad vinieron por medio de Jesucristo". Juan 1:17

 

Ese "pero" indica algo mejor, vino la ley por medio de Moisés PERO el amor y la fidelidad de Dios viene por medio de Jesucristo.

 

"Pues Dios hizo que Cristo, quien nunca pecó, fuera la ofrenda por nuestro pecado, para que nosotros pudiéramos estar en una relación correcta con Dios por medio de Cristo". 2 Corintios 5:21

 

Nota que esta escritura habla de una sola y única ofrenda, pero también habla genéricamente de  "pecado". No dice pecados, no dice cada vez que pecamos, no dice "nuestros pecados". Dice:  NUESTRO PECADO.

 

Es imposible creer que Jesús es el único y suficiente pago por todo nuestro pecado. La mente no lo alcanza a comprender, Jesús ya pago por todo nuestro pecado aunque no podamos entenderlo. Ya no somos más pecadores. El no ve más nuestro pecado, ya que somos justos para él. Veamos:

 

"No importa si fuimos o no circuncidados. Lo que importa es que hayamos sido transformados en una creación nueva". Gálatas 6:15

 

¿Cuál es esa transformación si seguimos pecando? Yo sé cortar madera y hacer cosa de madera, pero eso no me hace carpintero. Así aunque siga pecando para Dios ya no soy pecador como antes lo era sin Cristo. Para la ley, el no circuncidarse es estar en pecado o fuera del pueblo de Dios. Al creer en Cristo ahora todas las exigencias de la ley se cumplen en nosotros.

 

"La ley de Moisés no podía salvarnos, porque nuestra naturaleza pecaminosa es débil. Así que Dios hizo lo que la ley no podía hacer. Él envió a su propio Hijo en un cuerpo como el que nosotros los pecadores tenemos; y en ese cuerpo, mediante la entrega de su Hijo como sacrificio por nuestros pecados, Dios declaró el fin del dominio que el pecado tenía sobre nosotros.  Lo hizo para que se cumpliera totalmente la exigencia justa de la ley a favor de nosotros, que ya no seguimos a nuestra naturaleza pecaminosa sino que seguimos al Espíritu. Romanos 8:3-4

 

Reflexiona en lo siguiente:

"(Dios) Lo hizo para que se cumpliera totalmente la exigencia justa de la ley a favor de nosotros".

 

Totalmente... no parcial, no temporal, sino que "totalmente... a favor de nosotros"

Tengo que ser un niño para no tener más conciencia de pecado, esa es la verdadera transformación y se produce al creer que Cristo es suficiente. Tal vez tarde años o décadas en ser un santo que no peque, pero cambiar a esta mentalidad de "NO PECADOR" puede ser única y solamente creyendo en Cristo.

 

Somos una nueva creación con mentalidad de hijos, de santos, de libres, de salvos por siempre.

!Su amor inagotable está a nuestro favor!

!Recibe ese regalo de paz y de amor que Dios te da hoy, la gran bendicion de ser su hijo!. !Da gracias a Dios por su amor y su infinita gracia!. !Que Dios te ayude a caminar en esta verdad siempre!. !Recibe la abundancia de la gracia y el don de la justicia por medio de Jesucristo! !Cristo es digno de toda la honra y el honor!

Recibe sus bendiciones y escribeme con tu comentario.

 

Escrito por Abdiel Salas.

Abdielsalas@live.com

www.abdielsalas.obolog.com

Bendiciones!

 

 

{
}

Álbum de fotos de Amor inagotable de Dios

2 de 2

Ver fotos de Amor inagotable de Dios

{
}

Deja tu comentario Amor inagotable de Dios

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre

Los comentarios de este blog están moderados. Es posible que éstos no se publiquen hasta que hayan sido aprobados por el autor del blog.